José Luis Rodríguez Zapatero, en su alocada carrera por llegar al 9 de marzo en una situación óptima para revalidar su mayoría electoral, sigue prodigando gestos demagógicos y haciendo acopio de todo tipo de propuestas impresentables de esas que los expertos consideran la llave para articular mayorías, ya sean nacionales, ya de progreso. La última ocurrencia, en una línea muy semejante a la del cheque-bebé, es prometer a todos los contribuyentes 400 eurillos para que nos vayamos por ahí a cenar, a tomar unas copillas y que, de esta manera, el lustroso modelo económico que tenemos, basado a partes iguales en el hoy declinante ladrillo y la hostelería pringosa dedicada a la estafa al guiri y a cualquier persona despistada que pase por ahí con 400 eurillos en la mano, a ver si así aguanta la cosa un poco más y conjuramos el riesgo de tener que ponernos a trabajar en cosas serias, a estudiar un poquillo, a crear algo con un mínimo de contenido y que permita avanzar a la sociedad.

Así pues, mientras que las dosis de circo nos las proporciona su “firmeza” contra ETA (enchironando a De Juana aunque ya haya cumplido la condena, metiendo en la cárcel a todo político que no condene la violencia terrorista y liquidando el asunto con los fuegos artificiales de final de legislatura en forma de ilegalización de varios partidos políticos más), el “pan” nos llega a los ciudadanos en forma de rebajas fiscales desatadas, con ambos grandes partidos compitiendo en un ejercicio lamentable de irresponsabilidad fiscal. Así las cosas, con 400 euros en mano (y una propuesta de los de enfrente de eliminar la tributación de todos los que ingresen menos de 15.000 euros al año, así como rebajar el tipo máximo del IRPF al 40% y el de sociedades al 25%), 2.500 por hijo (que en comunidades autónomas como la valenciana el gobierno regional ha prometido incrementar con 6.000 más) y numersosas subvenciones a la vivienda joven en propiedad o alquiler (con el complemento de unas masivas promociones de vivienda protegida adjudicadas por medio de sorteos y demás chuscos procedimientos), con promesas de incremento de las pensiones, de todas, las no contributivas, las de viudedad y lo que sea menester…. con todo eso, se supone, los ciudadanos hemos de afrontar el futuro tranquilos.

Liquidado el sistema fiscal y su progresividad, en este mundo donde desaparecen impuestos (o eso parece) todos los días (sucesiones, patrimonio…), pareciera que España fuera una sociedad opulenta, con servicios públicos de calidad y suficientes, de los que todos nos podemos servir cuando nos hacen falta y de lo más satisfactorios. Pareciera que el Estado en España, las distintas Administraciones Públicas, contaran con recursos más que suficientes para desarrollar bien las funciones de interés general que tienen encomendadas. Porque sólo en tal caso se entiende este zoco fiscal en que se han convertido las elecciones. Y sólo así se comprende que los ciudadanos no se alcen en armas contra el espectáculo.

Antes al contrario, España y su débil poder público carecen de recursos para articular correctamente su acción en defensa de los intereses generales. No sobra dinero, falta. Cualquier rebaja en IRPF y demás impuestos directos y progresivos supone que la presión fiscal ha de aumentar correlativamente, como así está pasando, en la tributación indirecta. Que, visto lo visto, y el esperpento del modelo de IRPF español, pues tanto mejor, dado que no sólo es más que discutible que sea progresivo sino que quizá sea regresivo gracias al fraude y, lo que es peor, los numerosos mecanismos legales de escape que tienen quienes más ingresan. El problema es que nuestro sistema de imposición indirecta, basado en el IVA, tiene también altísimas tasas de fraude, que consolidan un trato desigual brutal en favor de ciertos sectores, que a nadie parece interesar lo más mínimo atajar. Y eso por no mencionar cómo, en qué cosas, se gasta el dinero. De los efectos del hecho de destinar fondos públicos a esas cosas. Por no hablar del corolario: no dedicarlo a otras.

Los ciudadanos, tratados como borregos que tenemos derecho a circo y a pan, en las condiciones descritas, conservamos también, todavía, mecanismos formales de participación democrática. Estaría bien que funcionaran y castigaran con severidad un modelo de hacer política que desprecia su inteligencia (y también, en realidad, si es de lo que se trata, la cartera de la gran mayoría de nosotros).

Andres Boix (La Página Definitiva)

Agregar a Del.icio.us Agregar a DiggIt! Agregar a Yahoo! Agregar a Google Agregar a Meneame Agregar a Furl Agregar a Reddit Agregar a Magnolia Agregar a Blinklist Agregar a Blogmarks Agregar a Promoting Blogs Agregar a Mister Wong Agregar a Barra punto com Agregar a autobombo
Bookmark and Share

10 comentarios

  1. Anónimo // 30 de enero de 2008, 15:54  

    Desgraciadamente nunca respondes a los mensajes, algo que le daria mas vida al blog.

    Esto ha pasado siempre y el PP no se queda atras, al final pocas de esas promesas llegaran a cumplirse tal como se acordaron en caso de victoria, y esto por supuesto es mejor en todos los sentidos porque se promete cada disparate que es para echarse a temblar. Ni el PP ni Psoe merecen el voto pues solo han hecho demeritos

  2. Nesto // 30 de enero de 2008, 16:55  

    Grande Dani, afirmativamente si.
    saludos

  3. Doña Inés // 31 de enero de 2008, 17:49  

    ¿Cuánto se gastó el PP de Aznar con toda la movida de la guerra de Irak? Ojalá nos hubiera repartido esa pasta... ¿o es que eso estubo bien invertido?

    Yo votaré al Psoe porque serán tontos, pero los otros son demasiado listillos! Además prometen lo mismo, pero más aún!
    A mí que me den mis 400 que ya me van bien para tener algo de liquidez reina, y mañana Dios dirá, que ningún partido de momento me asegura mi jubilación!

    Si es que me río por no llorar! xD

  4. Wallmakernever // 31 de enero de 2008, 22:53  

    Doña ines... en fin.

    Lo has bordado compadre..

  5. Zito // 31 de enero de 2008, 23:17  

    Tanto Zapatero es un pusilanime, como Rajoy y todo el PP son unos listiyos que solo buscan el dinero, hay que buscar partidos nuevos, que nos den esas cosas que tantos pedimos, no imigrantes, mas seguridad en las cayes, preferencias a los que somos de aqui...esos partidos también existen aunque no lo queramos ver o suene una tonteria o una atrozidad.

  6. OGT // 1 de febrero de 2008, 2:02  

    Zito, no tienes ni puta idea de política. Bueno, ni tú ni los comentarios que hay, claro está que el post de Daniel no se salva. Sois un poco papanatas.

  7. Anónimo // 1 de febrero de 2008, 15:52  

    soy el primer anonimo, me puedees decior en que no tengo ni idea? porque que bonito es venir y soltarla sin decir mas, te crearas tu muy listo ogt.

    solo coincido en que zito no tiene ni idea, que tio

  8. Zito // 1 de febrero de 2008, 19:45  

    Entonces si no PP ni Psoe, merecen el boto, a quien se lo darias tu?

  9. Anónimo // 2 de febrero de 2008, 13:12  

    Que pasa, que solo existen el PP y el Psoe? no hay mas partidos? Y aunque no los hubiera, estas obligado a votar por uno?

    yo antes de darselos a estos prefiero votar a UPD por ejemplo, pero tampoco voy a ir de fanatico como mucha gente hace con el voto, sino pues voto en blanco porque vamos, los despropositos que se estan viendo...

  10. nesto // 4 de febrero de 2008, 19:09  

    Para DANI EL SUCIO y lectores:
    esta pagina te va a gustar es de pago pero se pueden descargar archivos gratis con el emule.

    www.beautifulagony.com


    SALUDOS

Publicar un comentario

Recuerda que aquí puedes escribir lo que quieras como quieras. Lógicamente el spam descarado o los mensajes que resulten inapropiados serán eliminados (por lo pronto esto último no lo he llegado a hacer nunca :P)

Mensajes privados directamente en: danielsucio@gmail.com